A la hora de buscar ahorros de costes en los ecosistemas sanitarios del planeta hay algunas áreas en las que la tecnología puede tener un impacto significativo y, además, rápido. El tratamiento de las heridas es un área que pocas veces aparece en los titulares, sin embargo, es algo cada vez más frecuente en una población que envejece.

 

Los desafíos en torno al tratamiento de las heridas son multifacéticos: El personal de enfermería especializado en el tratamiento de heridas es un recurso limitado y caro, supervisar y tratar la curación puede ser subjetivo y la toma de decisiones basada en la evidencia se ve dificultada por la falta de información consistente acerca de la herida[1]. Para dar cierto contexto al asunto, del 2 al 4% del gasto sanitario total en Europa está destinado al tratamiento de heridas  mientras que al menos el 50% del volumen de trabajo del personal de enfermería de atención primaria se dedica a la provisión de tratamiento de heridas[2].

 

En España, los principales motivadores para la inversión en sistemas avanzados de tratamiento de heridas se centran en torno a la gestión de la desconexión existente entre la atención hospitalaria y la atención domiciliaria, que puede dar como resultado complicaciones para el paciente y aumento de costes para el proveedor del servicio sanitario[3].

Afortunadamente, estamos siendo testigos de algunas innovaciones reales y significativas por parte de algunas empresas inteligentes como GPC, una empresa ubicada en el Reino Unido, que está combinando las capacidades de la  cámara 3D Intel® RealSense™ y una aplicación móvil ideada para ayudar a los proveedores de atención sanitaria a ofrecer mejores resultados para los pacientes, un tratamiento clínico mejorado y costes más bajos para la organización.

 

Mejorando la movilidad, eliminando las conjeturas

Huw Morgan, Director Técnico de GPC, dijo: “Queríamos proporcionar un nivel de movilidad mejorado para el personal clínico que trabaja en el tratamiento de heridas, ofreciendo soluciones con capacidad para funcionar en múltiples dispositivos incluyendo tabletas, ordenadores portátiles y teléfonos móviles. Adicionalmente, eliminar parte de las conjeturas ofreciendo un método estandarizado y consistente de capturar imágenes de las heridas que permita al personal clínico determinar los cambios de tamaño y color, mejora considerablemente la toma de decisiones basadas en la evidencia. A su vez, estos dos factores mejorarán los resultados para los pacientes al reducir el tiempo de curación y con menos complicaciones”

 

El equipo de GPC está utilizando la cámara 3D Intel® RealSense™, dotada de una tecnología sensorial profunda fantástica que puede encontrarse en una gama de dispositivos móviles. Huw explicó: “Con RealSense™ no solo podemos registrar datos 3D en tiempo real, sino que el personal clínico también puede girar e interactuar con la imagen de la herida. Esto aporta un conocimiento mucho más amplio de una herida con respecto a la ubicación, que en la mayoría de los casos se encontrará en una superficie irregular del cuerpo.”

 

RealSense™ representa un salto cuántico para la supervisión clínica

El Dr. Ian Wiles, Director Médico de GPC, comentó algunos de los detallados beneficios clínicos que reporta utilizar RealSense™ para el tratamiento de las heridas: “El ampliamente adoptado sistema de clasificación para las úlceras por presión (cuatro etapas) es útil a la hora de facilitar la comunicación entre el personal clínico y los responsables, sin embargo, puede aplicarse de forma inconsistente. Las cámaras 3D permiten que cualquier cuidador evalúe y supervise con precisión una úlcera.”

 

“ULNITS es la medición exacta de una úlcera utilizando una cámara 3D, ancho máximo x largo máximo x profundidad máxima, téngase en cuenta que no se trata de una medición cúbica  de la pérdida de tejido debido a las formas complejas de las úlceras, sin embargo, es un calibre objetivo repetible que puede supervisarse de forma exacta. La imagen en 3D será beneficiosa durante las revisiones de los casos o para los expertos en viabilidad de tejidos, pero el progreso/deterioro de la úlcera por ULNIT es mucho más importante.”

 

“Utilizar la cámara 3D RealSense™ es el avance más significativo para la supervisión de las úlceras. Después de la evaluación inicial, el tratamiento puede iniciarse utilizando protocolos acordados localmente y el progreso de la úlcera puede preverse exactamente al tiempo que se elimina el elemento subjetivo de las clasificaciones previas. Todo el personal clínico implicado en el tratamiento de úlceras entiende que se trata de un avance significativo en el contexto de la medición. RealSense™ representa un salto cuántico en supervisión clínica, No es 3D solo porque sí, es 3D porque facilita un mejor cuidado.”

 

Combinando imágenes en 3D y experiencia analítica

Tener información es genial, sin embargo, el verdadero desafío radica en extraer el valor analítico de dicha información. Por ello, los expertos en GPC utilizan la información recogida por la cámara  RealSense™ para proporcionar a los especialistas en el tratamiento de heridas una visión consistente, tanto en cuanto a cambios visuales con el tiempo como en cuanto al tamaño y color. Adicionalmente, GPC ha desarrollado un algoritmo para medir con más precisión la severidad de la herida y por ende la curación de la misma.

 

El tratamiento de heridas es tan solo un aspecto en el que la familia de software Intel® RealSense™ y las cámaras de profundidad permiten una interacción más natural e intuitiva con los dispositivos de computación personales mientras que para la atención sanitaria existen muchas más posibilidades, por ejemplo:

 

  • Control por gestos, detección y seguimiento facial para su uso en inicio de sesión seguro;
  • Vídeo conferencias en las que puede excluirse el fondo;
  • Posibilidades de ayudar con factores de empatía y socio emotivos, evaluando las expresiones faciales con detección de emociones en la recuperación de apoplejía;
  • Seguimiento de 22 articulaciones en la mano podría ayudar con el tratamiento posoperatorio, por ejemplo, después de una intervención quirúrgica en la mano.

 

Estos son ejemplos de algunas áreas que se han tratado a fecha de hoy, a las que podría aplicarse esta tecnología. Y no debemos olvidar que las cámaras 3D RealSense™ pueden encontrarse en una gama de ordenadores portátiles y dispositivos todo en uno lo que abre el acceso a los proveedores de servicios de atención sanitaria de todo el mundo a los importantes beneficios que ofrecen las soluciones como la de GPC para el tratamiento de heridas.

 

Contactar con Carlos Piqueras en LinkedIn

 

 

-----------------------

[1] Posnett, J., Gottrup, F., Lundgren, H., y otros, The resource impact of wounds on health-care providers in Europe. J Wound Care 2009; 18: 4, 154–161

[2] O’Keeffee, M., Evaluation of a community based wound care programme in an urban area. Póster presentado en: Innovation Education Implementation. (Conferencia EWMA, Praga) 2006; 127.

[3] Frost & Sullivan: Global Wound Care Market Outlook. Octubre 2014